EL RITMO DE LA VIDA, por Grego.es

2767-Playa nudista de Combouzas en Arteixo (Coruña)

La marea sube y luego baja,
nos gustaría verla siempre estable
pero su ritmo es bajar y subir…

Llueve a cántaros y luego sale el sol,
nos gustaría un día soleado
pero la lluvia también tiene su ritmo…

El día empieza feliz y luego llega la tristeza,
nos gustaría estar siempre alegres
pero la tristeza también necesita su espacio…

Ella te muestra cariño y luego se vuelve distante,
nos gustaría siempre sentir su calidez
pero las mariposas suelen volar de aquí para allá…

El ego puede tener días buenos o días malos,
días de ansiedad o días de serenidad…
sin embargo, nuestra esencia siempre está bien,
ecuánime y sosegada.

Las olas de nuestra superficie
pueden estar revueltas o tranquilas,
sin embargo, nuestro mar de fondo es todo silencio y quietud,
relajación y placidez.

Como bien dice este haiku de Santoka:

Buenas nuevas,
malas noticias
los pétalos cayendo como nieve

Taneda Santoka
(trad. Vicente Haya, Hiroko Tsuji)

La vida sucede mientras nosotros nos peleamos con ella porque no nos da lo que deseamos.
Como decía John Lennon: “La vida es aquello que te va sucediendo mientras estás ocupado haciendo otros planes” o la letra de esta sevillana: “Pasa la vida, y no has notado que has vivido, pasa la vida”.
Dejar de distraernos con los planes y deseos personales para vivir con conciencia cada momento presente, para compartir generosamente la abundancia de dones que recibimos.

Grego.es

 

Comentarios Facebook
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.