MIKSANG O FOTOGRAFÍA CONTEMPLATIVA, por Emilio Hernández – Foto36

Zemanta Related Posts Thumbnail

Hace apenas un año me encontré con este concepto fotográfico-artístico que atrapó mi atención e interés desde el primer instante. Miksang es una palabra tibetana que significa “buen ojo” y viene a estar teóricamente ligada a la fotografía contemplativa.

A través de la meditación se nos invita a realizar una percepción de las cosas y de la naturaleza en general diferente, libre de prejuicios y asociaciones ya aprendidas. Se trata de apreciar todo lo que nos rodea sin pensamientos subjetivos ni temores previos al instante de capturar la imagen.

El Miksang está basado en las enseñanzas Shambhala del maestro de meditación, artista y profesor budista Chögyam Trungpa Rimpoche. Según él, debemos dejar de luchar por obtener una imagen fotográfica brillante o conmovedora y liberarnos de la necesidad de impresionar. Esto sólo ocurre cuando practicamos una percepción pura.

A continuación cito un párrafo de su libro “Enseñanzas esenciales” que en mi opinión dibuja muy bien la idea o concepto que intentaba transmitirnos este maestro tibetano:

El descubrimiento de la auténtica bondad es algo que se alcanza a partir de las experiencias más sencillas. Continuamente tenemos atisbos de esa bondad, pero no solemos reconocerlos. Cuando escuchamos un sonido melodioso, cuando salimos de la ducha nos sentimos frescos y limpios y, al salir de una habitación cargada, agradecemos la bocanada súbita de aire fresco. Aunque estos eventos pueden durar una fracción de segundo, constituyen auténticas experiencias de bondad. Están sucediéndonos continuamente, pero por lo común los ignoramos. Según los principios Shambhala, merece la pena reconocer y aprovechar esos momentos, porque ellos nos revelan la no agresión y la frescura que son el fundamento de nuestra existencia.

En este tiempo breve pero intenso que llevo de lectura y aprendizaje sobre este tema, creo que la mejor enseñanza del Miksang pasa por una valoración muy diferente del concepto de belleza que tenía hasta ahora. En todo lo que nos rodea hay magia y hay vida en todos los detalles e instantes que vivimos. La gran dificultad es saber apreciar esto y el gran reto conocer la manera expresarlo en imágenes.

Fuente: http://foto36.com

Share

Comentarios

Publicado en Blog, Contemplación, Fotografía